Llevar el perro al trabajo, reduce los niveles de estrés

Investigadores de la Universidad Commonwealth de Virginia (Estados Unidos de Norteamérica), afirman que aquellas personas que pueden llevarse su perro al trabajo reducen sus niveles de estrés durante su jornada laboral, . Para ello se basan en  los resultados de un estudio publicado en el «International Journal of Workplace Health Management».

Perro trabajando

El estudio es todavía preliminar y sólo ha contado con la participación de 75 trabajadores, sin embargo  la evidencia de los resultados ha hecho a sus autores sugerir que se permita el acceso a las mascotas a los lugares de trabajo con el objetivo reducir los niveles de estrés, tanto de los dueños como de sus compañeros de trabajo.

La investigación se efectuó en una fábrica en la que a los empleados se les permite llevar a sus perros a su puesto de trabajo. Los investigadores analizaron a quienes llevaban a sus mascotas, a quienes las dejaban en casa y a aquellos que no tenían animales en casa.

Tras varios días, los investigadores compararon los niveles de estrés de los empleados, su satisfacción laboral y los sentimientos de apoyo y compromiso con la empresa.

Los niveles de la hormona del estrés se midieron en muestras de saliva durante el día y, si bien por la mañana no hubo diferencia entre los tres grupos, durante el transcurso de la jornada laboral, los niveles de estrés disminuyeron en los empleados con su perro presente y crecieron en los que no tenían mascotas y en los que no las llevaron al trabajo.

Además,  los investigadores comporbaron  que el estrés aumentó basatnte durante el día en los propietarios que dejaron a sus perros en casa, en comparación con los que los llevaban con ellos.

En definitiva, una curiosa investigación que seguro que provocará opiniones para todos los gustos. Una cosa es evidente, a día de hoy resulta muy complicado que los empresarios dejen que sus trabajadores lleven al perro a su puesto de trabajo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

diecinueve − cinco =