Consejos para tener un pájaro como mascota

Cuando tomas la firme decisión de tener a un pájaro como mascota en casa, tienes que saber que es relativamente sencillo y fácil cuidar de él. Aun así, no debes desatender algunas atenciones básicas que harán su vida más feliz.

Te presentamos una serie de consejos que te ayudarán en el día a día del cuidado de tu mascota.

Pájaro en su momento de ocio
Pajarito sobre su jaula

La elección de tu pájaro como mascota

No adoptes un pájaro de manera impulsiva. A veces nos dejamos llevar por el bonito colorido de su plumaje o por esos trinos tan maravillosos que estamos escuchando. Y tienes que saber que las especies de aves de compañía tienen su carácter y temperamento; incluso, hay especies que viven muchos años; ¿te imaginas morir tú antes que tu pájaro?. Es algo que sucede más de lo que imaginas, y créeme que resulta un pequeño gran problema porque, ¿lo dejarías abandonado a su suerte?, ¿a quién se lo dejarías en confianza para que cuidara de él hasta el final de sus días?

Es importante que tu nueva mascota se adapte a ti, no tú a ella. A tu estilo de vida, a tu habilidad para cuidarlo, a tus intereses.

Por eso, te aconsejo que antes de elegir a tu nuevo amiguito te informes bien sobre todas las especies. Consulta libros, lee artículos e, incluso, pregúntanos a nosotros si quieres, ¡que seguro que te ayudaremos!

Su casa: la jaula

Lógicamente, el tamaño de la jaula variará dependiendo del tamaño de tu mascota. No es lo mismo una jaula para un periquito que para un loro. Por tanto, es fundamental que el tamaño sea el adecuado; para que no te líes con medidas y reglas extrañas, tan sólo ten en cuenta que la jaula debe ser lo suficientemente grande como para que tu pájaro pueda estirar las alas de lado a lado. Como mínimo, debe ser de un tamaño 1,5 veces más grande que la envergadura del ave, especialmente para los pájaros más grandes.

Las barras de la jaula deben ser del tamaño adecuado, tanto para que tu pájaro no se enganche con ellas como para que tampoco pueda intentar escapar y quedarse atrapado.

Y algo muy importante es la forma de la jaula. Las jaulas redondas parece que son las más adecuadas, y además quedan muy bonitas como parte de la decoración de nuestra casa. Pero no son en absoluto apropiadas para tu pájaro porque, además de que apenas hay espacio para él, no tiene esquinas donde sentirse seguro. Otro contratiempo es que al ser circular puede ocasionar que el pájaro gire su cabeza y se vuelva loco con los giros constantes.

Canarios en la jaula

Otro aspecto a destacar de la jaula es la puerta. Lo más normal es que las puertas sean de tipo guillotina. Y esto no es nada bueno para tu mascota, porque puede intentar escapar y quedar atrapado en ella.

Es muy importante que la jaula de tu pájaro sea lo más confortable posible para él. Ten en cuenta que es su casa, donde pasará una gran parte de su vida, si no toda (aunque yo soy partidaria de dejar que nuestro amigo salga de la jaula. Es bueno para que haga ejercicio). Estos consejos pueden ayudarte:

Ponle juguetes para que no se aburra. Y cámbiaselos con relativa frecuencia para que no se aburra. Algo que les encanta y es muy bueno para que hagan ejercicio es un columpio. Cambia el agua y la comida todos los días. Deja en el fondo de la jaula un recipiente con agua para que pueda bañarse. Incluso, a veces, es bueno que le rocíes con agua para que se sienta más fresquito (además de para ayudarle a cambiar las plumas en la época de la muda).

Coloca la jaula en un lugar cálido y cómodo: es bueno que la pongas durante el día en un sitio diferente a la noche. Aquí quiero comentarte algo importante. Tienes que conocer muy bien el carácter de tu pájaro; si es un ave muy sociable no le importará ser el centro de atención. Pero si es tímido, un lugar muy protagonista le hará ponerse nervioso y sufrirá más. En este caso búscale un lugar más escondido.

Respecto a los lugares ideales, siempre es mejor colocar la jaula contra una pared y evitar que esté mucho tiempo delante de una ventana. Esto es debido a que nuestro amiguito se siente más protegido y no tiene que estar alerta por si vienen depredadores.

La comida de tu pájaro

Ten muy en cuenta que cada especie de pájaro necesita una alimentación específica. Es fundamental que leas mucho sobre la especie que has decidido adoptar para suministrarle su dieta de manera correcta.

De todas formas, aquí te dejo unos consejos genéricos sobre la alimentación de tu mascota. Porque hay alimentos comunes a todas las especies que les resultan un manjar, como ocurre con el mijo; para ellos es una golosina, así que te aconsejo utilizarlo como premio durante el entrenamiento.

Algo muy bueno para ellos son las mismas frutas y vegetales frescos que comes tú. Una mezcla o variedad de estos alimentos resulta tanto saludable como divertida para ellos.

En cuanto a los alimentos totalmente prohibidos para los pájaros están el chocolate, el alcohol o los aguacates. No le des ninguno de ellos aunque aparentemente pueda gustarle y no hacerle nada, es probable que los componentes químicos que contienen resulten tóxicos para él.

Disfruta de su compañía

Por último, unos consejos para que disfrutes de la compañía de tu amiguito.

Cuando estés por casa háblale. Los pájaros son unos geniales imitadores del sonido. Además de las más que conocidas especies que pueden hablarnos, en general las aves imitan muy bien sonidos cotidianos, tales como el agua del sumidero de una pila o los electrodomésticos. Canta con él, toca música con él. Se ponen muy felices y te aseguro que te responden con unos gestos increíbles.

Acostúmbralo a acariciarle. El contacto físico con tu mascota le ayuda a conocerte mejor y, sobre todo, quererte más. Haciendo esto conseguirás que se alegre muchísimo de verte cuando vuelves a casa, y te lo agradecerá con unos magistrales trinos u otros silbidos similares. Esto también ayudará a que esté más tranquilo cuando un veterinario tenga que hacerle un examen.

Ayúdale a que haga ejercicio diario. No dejes que pase un día entero en su jaula; aunque tenga un columpio para moverse necesita hacer más ejercicio. Acostúmbrale a dejarlo salir de la jaula un rato todos los días; a parte de disfrutar mucho más de su compañía descubrirás lo inteligente y fiel que es tu mascota.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ocho + 6 =